Noticias Locales

SUJETO CON ARMA AYER INTENTO FUGARSE DE SUS CUSTODIOS

Cuando descendía del patrullero que lo llevaba para ser entregado a la Policía Judicial ubicado en la Corte Superior de Justicia del Santa, Henrik Amador Pérez Vargas (34) emprendió veloz fuga por las calles del centro de Chimbote siendo capturado por los efectivos a cargo de su custodia en el interior de un céntrica galería comercial.

Este hecho se registró a la una de la tarde de ayer en medio de las miradas curiosas de transeúntes y choferes que fueron testigos de la persecución que felizmente para los agentes del orden, de la comisaría del distrito de Santa, terminó en recaptura.

Apenas fue recapturado Pérez Vargas los efectivos le colocaron grilletes y nuevamente se dirigieron a la carceleta judicial donde fue entregado y encerrado en uno de los calabozos.

El sujeto había sido capturado el día anterior por  tenencia ilegal de arma de fuego en el distrito santeño en el curso de un operativo a los vehículos que circulaban por la panamericana norte la mañana del domingo.

Henrik Pérez, natural de Lima, viajaba a la ciudad de Trujillo a bordo de un ómnibus de la empresa “El Sol Express” y al momento que los agentes pidieron su documento de identidad la entregó en el acto a la vez que pidió permiso para bajar del bus a miccionar y como quiera que no le permitieron optó por salir corriendo de la unidad llevando un maletín en la mano.

Fue perseguido y a los pocos minutos fue capturado en el interior de un templo evangélico donde le incautan el maletín el cual al ser revisado encontraron una pistola marca Taurus con número de serie KDN64270, la misma que se encontraba rastrillada con una bala en la recámara y encastrada con una cacerina con cinco (municiones calibre 9 milímetros.

La policía presume que viajaba a la ciudad de Trujillo para hacer uso indebido del arma toda vez que carecía de permiso de usarla por lo que fue denunciado por tenencia ilegal de arma de fuego. Las dos ocasiones de fuga, sobretodo la de ayer, revisten su propensión a no someterse a la ley lo que al parecer será vital en el pedido fiscal de prisión preventiva.