Política

ACTUALIDAD Y POLITICA….ACTUALIDAD Y POLITICA

PENDIENTE

Si el gobernador regional Waldo Ríos cree que ya amainaron las embravecidas aguas de su delicada situación jurídica, se equivoca de cabo a rabo. Si bien es cierto la Sala Penal liquidadora de Huaraz le ha lanzado un salvavidas de manera escandalosa, las cosas aún no están nada claras. Por el momento el Fiscal Jorge Luis Temple no se ha quedado de brazos cruzados y no come el cuento ese de los vocales que “está justificada su inasistencia”, por ello es que ha presentado un pedido de nulidad de la resolución que ha evacuado el colegiado con fecha 21 de los corrientes y ha solicitado el uso de la palabra para sustentar este pedido. El representante del Ministerio Público considera que dicha resolución ha vulnerado el derecho fundamental a la debida motivación, al incurrir en vicios de motivación aparente, insuficiente e incongruente, es más, considera que no ha cumplido con la exigencia motivacional establecida por el Tribunal Constitucional. Y es que para poder variar su propia resolución lo que han hecho los vocales es referirse jurisprudencialmente a los casos de ausencia y contumacia, empero, no desarrollan para nada y menos se pronuncian sobre la variación del mandato de comparecencia restringida por uno de detención al no haber cumplido con presentarse pese a que estaba apercibido. Es evidente que, ante un Colegiado que ya ha zanjado una discutida posición al respecto, el fiscal sabe que su pedido será rechazado, empero, al haberse accionado de esta manera tendrá la oportunidad de impugnarlo y el caso tendrá que ser elevado a una Sala Penal de la Corte Suprema y allí creemos que Waldo Ríos no tendrá magistrados tan benévolos y complacientes como los que ha encontrado en Huaraz. Ojo que Waldo Ríos arrastra tres procesos de su gestión como alcalde de Huaraz y otras investigaciones como consecuencia de su gestión actual como gobernador regional, en otras palabras, tendrá que permanecer más tiempo en la Corte que en su despacho. Triste realidad que ternemos que tolerar los ancashinos.

ODECMA

Pero mientras el Fiscal Jorge Temple exige cuentas a los vocales por semejante exabrupto en el caso de gobernador regional, la oficina de control distrital de la magistratura de Huaraz ha decidido iniciar una investigación contra los miembros de la Sala Penal Liquidadora por una supuesta inconducta funcional como consecuencia de ese fallo escandalosamente favorable al Gobernador regional que en ese momento se hallaba como fugitivo. Ha sido el Jefe de la ODECMA de la Corte Superior de Ancash, Dr. Edhin Campos Barrenzuela, quien ha dado a conocer a la prensa esta decisión señalando que ha recogido los serios cuestionamientos que se han formulado a través de gremios profesionales, sindicales y de la sociedad civil respecto a la postura de la Sala Penal Liquidadora, por lo que ha considerado pertinente iniciar una investigación que se comenzará con el emplazamiento a cada uno de los magistrados para que presenten sus descargos en el plazo de 72 horas. Cierto es que los justiciables no le dan mucha credibilidad a las acciones de los órganos de control porque, por lo general, terminan en nada, empero, hay que darle el mérito necesario a esta medida de la ODECMA de Huaraz porque responde a la expectativa de la población que ha recibido con estupor esta variación repentina en el criterio de los vocales huraracinos.

ABSURDO

Hace unos meses atrás los pacientes de un nosocomio local se quejaban por la actitud absurda de enviar de vacaciones al único dermatólogo que tenía este centro asistencial en pleno mes de verano, es decir, cuando se incrementan los casos relacionados con alergias y cuando los rayos solares afectan a quienes tiene problemas con lunares y posibles puntos cancerígenos. Esa misma actitud necia del nosocomio de permitir que se vaya de vacaciones el dermatólogo en los meses de verano se ha repetido en Casma, aunque en esa vecina provincia en una coyuntura especial y sumamente riesgosa, ello porque el director del hospital de Casma, Rodolfo Maguiña Jara, despidió a los dos epidemiólogos que tenía cuando se encuentran en plena emergencia por el brote del Dengue, es decir, que se deshace de los dos únicos profesionales que tenía para afrontar esta coyuntura y dejó que la enfermedad avance de manera peligrosa. Si es que estos profesionales habían cometido alguna falta sancionable, esta medida se pudo postergar, lo que se requiere en este momento es hacer frente a la emergencia y no es posible que deje el hospital sin los especialistas en este tema. Con razón los médicos que piden su cabeza decían que “esto solo se le puede ocurrir a un odontólogo”, aludiendo a la precaria condición legal del director.